Mucha gente podría pensar que no tiene caso tomar una fotografía casi radiográfica de todo lo que está detrás de los estantes de una cocina. Sin embargo, el fotógrafo Erik Klein Wolterink considera que todos esos objetos, cachivaches a veces, son un medio para hablar de la realidad, para revelar la identidad de quien habita el panorama. Con el fin de comprobar su idea, creó la serie Kitchen Portraits, un conjunto de imágenes en que vemos refrigeradores, alacenas, estantes sin puertas: cocinas de diferentes partes del mundo, mostrando los enseres que guardan entre sus recovecos y, con ellos, la identidad de quienes los usan diariamente.

¿Recuerdan aquella serie de fotos en que la gente mostraba los objetos que salvaría en caso de incendio? Dicho proyecto, a cargo de Foster Huntington, retrata la personalidad a partir de los apegos materiales. La serie fotográfica que vengo a mostrarles hoy, llamada Kitchen Portraits, hace algo parecido, pero a una escala mayor, sin por ello dejar de mostrar aspectos detallados de la personalidad. Klein Wolterink entiende la colocación de los enseres domésticos en la cocina como un visor de la vida cotidiana. Después de todo, se trata de un lugar en que pasamos más tiempo del que tenemos conciencia.

El fotógrafo habla del concepto:

Una cocina bien organizada habla de la comida turca con queso de cabra y salsa halal. Pero una mezcla para preparar tarta de manzana es una especie de testigo de una actitud abierta frente a otras tradiciones. Una mamá muestra sus raíces africanas con una botella Voltic Sparkling Water con aceite de palma. Las estudiantes socavan nuestros prejuicios con una cocina impecable. En la cocina de una familia con niños que están creciendo, un paquete de curry Korma de origen paquistaní convive con el cardamomo en vaina y trata de cuadrarse con los hábitos de la cocina alemana. Aquí el sándwich alemán, un icono cultural de ese país, deja rastros en las bolsitas para sándwich del estante, los sándwiches en el refri y la Nutella que yace en el armario, junto al agente abrasivo. La cocina como una metáfora de la realidad, compleja y multicultural.

Aparte: ¿ya se fijaron que casi todas las personas guardan los productos de limpieza en el mismo lugar?