Como cada vez es más la gente que adquiere un iPhone para tomar fotos y compartirlas en la red (eso de hablar por teléfono pasó a segundo plano desde hace tiempo), las aplicaciones que explotan la iphonografía pululan en la App Store. Esta vez toca hablar de Foap, que nos invita a ofrecer nuestras fotos, por si alguien está interesado en pagar por ellas. El producto fue lanzado en Suecia, pero ya está disponible en Inglaterra y Estados Unidos.

Los usuarios pueden subir sus fotos al "mercado" de Foap, donde se venderán por diez dólares. El 50 por ciento de las ganancias será para el fotógrafo y otro 50 por cieno... Adivinaron: de algo tiene que vivir la aplicación. Todas las fotos deben tener buena calidad y no se vale usar filtros. Se trata de demostrar talento y no hipsteriza, según esto.

Foap surgió de un interés por generar un conjunto de imágenes con valor comercial y editorial, y ponerlas al alcance de las empresas y los medios que buscan fotos naturales y auténticas, con un "sabor local" y a un precio accesible. Más o menos lo que otros sitios, como iStockphoto y GettyImages han estado haciendo. La diferencia es que Foap se centra en la iphonografía.

La aplicación todavía no está disponible para Android, pero seguramente no tardará mucho en estarlo.

¿Es negocio para el usuario? No lo creo. Pero sí lo es para la aplicación. Debe de haber un montón de gente interesada en subir sus fotos y seguramente las ventas conjuntas son suficientes. En cuanto a los fotógrafos que colaboran, se me figura que están mucho más interesados en el reconocimiento simbólico que implica haber vendido sus imágenes que en los diez dólares que les pagan por cada una. Aunque nunca se sabe.