Acabo de descubrir a Lex Pott y no pude más que quedar maravillada con sus propuestas. En cada una de ellas hombre y naturaleza trabajan en conjunto para formar piezas únicas. De manera particular se nota en la serie de cuadros True Colours, que son resultado de un estudio de la belleza e irregularidad de los metales. Sin embargo, para disfrutar esta propuesta es necesario que vayamos poco a poco. Primero les cuento un poco de quién es él.

Lex Pott nació en un pequeño pueblo de Holanda, un lugar rodeado de árboles y agua. De ahí su fascinación por los entornos naturales. Estudió diseño en el la Design Academy Eindhoven donde se graduó Cum Laude en 2009. A partir de ahí su carrera ha ascendido como espuma.

Su trabajo busca explorar los límites entre arte y diseño, función e historia, objeto e imaginación. Como punto de partida utiliza materiales en su estado natural, troncos, piedras o cualquier elemento cuya belleza orgánica llame su atención.

“Lo que más me fascina de la naturaleza es que nunca es estática. Continuamente se mueve y crece orgánicamente.”

Partiendo de esta premisa, Pott afirma que todo reside en las proporciones y espontaneidad del diseño. Esto último es lo que define su estilo. En una entrevista que le concede a James, del blog/tienda Found By James, lo expone de la siguiente manera:

“Cuando la gente intenta crear algo espontáneo se siente forzado, es por ello que yo utilizo ambos extremos del espectro. Por ejemplo, dejo a la naturaleza que haga el trabajo y le agrego un detalle, o al revés, transformo el material dejando trazos de su origen.”

Como les mencionaba antes, la serie True Colours es el ejemplo perfecto de su trabajo. Esta serie, que comenzó como una investigación de materiales y sus colores, muestra la relación entre el metal y su color en un estado natural, evidenciando los procesos orgánicos que los transforman. Cada una de las piezas de la colección es resultado de un proceso de oxidación que da cuenta de la vida orgánica de los metales. Así pues, expone la historia detrás de cómo el cobre se torna verde, el acero en naranja o café, etc.

Para Found by James, Lex Pott ha creado una edición limitada de 40 sets, cada uno con 6 paneles rectangulares de cobre, aluminio, acero o latón procesados a mano para crear seis colores diferentes. Cada panel tiene la fórmula del proceso que hizo posible la transformación del material. Revelando (que es lo que me parece más interesante) de manera científica un proceso que la naturaleza hace de forma espontánea. Cada set tendrá un costo de €420.

La serie también será presentada este año en el Salón de Mueble en Milán. Además, la puedes encontrar en las ferias de Tuttobene (Via Tortona 31, Capannone (Opificio31) 20144 Milan) y en The Front Room, (Ca’Laghetto, Via Laghetto 11, Milan). Si te ha gustado su trabajo también podrás admirar en su primera exposición individual en la DAD Gallery de Berlín que esta hasta en exhibición el 31 de marzo.

Foto de Lex Pott: Femke Reijerman