Esta idea me pareció buenísima. Que haya letras y números hasta en la mesa, que la tipografía marque la pauta. El resultado es Fontable, una colección de mesas modulares, diseñada por Alessandro Canepa y Andrea Paulicelli. De la A la Z (mayúsculas y minúsculas), y del 0 al 9. Se puede armar palabras con las piezas y lograr un efecto súper interesante en la decoración.

Los diseñadores describen la propuesta:

Un nuevo concepto en muebles modulares. Fontable es una serie de elementos alfanuméricos. La tipografía en tres dimensiones se convierte en la protagonista de un nuevo lenguaje de diseño que es tan versátil como ecléctico, permitiéndonos darle forma al ambiente de un modo envolvente y sorpresivo. Producidas en un pequeño taller de Milán, las mesas están hechas de acero esmaltado en blanco, negro y rojo. Las patas son de aluminio anodizado y su altura es ajustable, lo que permite un montaje de diversas superficies.

Pienso en un bar o un café donde todas las mesas sean como éstas. Me encantaría. El concepto es divertido, creativo y muy acertado. Bien por Canepa y Paulicelli.