Aburridos de ver siempre los objetos hechos de una misma manera, con la misma forma y colores (que pueden variar un poco), para innovar empezamos a encontrar cada vez más y más objetos hechos con materiales alternativos. En Monkeyzen, ya hemos visto algún ejemplo de ello son estos pendientes hechos de cemento, los sillones hechos de heno, la lámpara hecha de cartón o este bar hecho de cartón. En este caso, se trata de una gafas hechas de piedra.

Se trata de las gafas de la marca austríaca Rolf Spectacles. Aunque cada vez los productos están hechos para hacernos la vida más cómoda y fácil, en este caso, es todo lo contrario. Lo que llama la atención, es precisamente el material pesado con el que están hechas estas gafas, de piedra. Unas gafas hechas de roca, no podrían tener otro nombre que Dino 41, en homenaje a los tiempos prehistóricos.

En realidad, estas gafas están hechas de un material ligero por dentro, como es la madera, cara compensar el peso de la fina capa de piedra que las recubre. En este caso, la particularidad de las Dino 41, además de estar hechas de piedra, es su fabricación totalmente artesanal, como todas las gafas de la colección de esta marca austríaca, cuyo mayor pilar es precisamente el hecho que sus artículos están elaborados a mano.

La mayoría de gafas de Rolf Spectacles están hecha de materiales no convencionales, como son la propia madera o el bambú (normalmente las gafas están hechas de metal o pasta). En este caso, aunque el diseño de las Dino 41 es de lo más sencillo a la vez que original y elegante, me preocupa el cuidado que requiere: cualquier golpe o caída al suelo puede ser susceptible de quedarse dañadas, así que hay que ir con mucho cuidado al guardarlas. Podéis pasaros por la galería de imágenes para ver todos los detalles de estas gafas de piedra.